La importancia del deporte desde el punto de vista psicológico

LA IMPORTANCIA DEL DEPORTE DESDE EL PUNTO DE VISTA PSICOLÓGICO

Siguiendo al gran investigador del deporte, José M.ª Cagigal, diremos que el deporte, para serlo, precisa de tres elementos constitutivos fundamentales: el juego, el ejercicio físico y la competición, si bien para que exista deporte tienen que reunirse todos, cada uno de ellos forma en sí mismo una forma de entender y vivir la actividad deportiva que analizaremos seguidamente.

Antes justificaremos el título de este artículo incidiendo en la importancia que el deporte tiene para el psiquismo humano. En general, son conocidos los beneficios psicológicos que el deporte puede ocasionar, empleo de ocio, canalización de la agresividad, mejora del desarrollo psicomotor, aumento de las relaciones sociales y un largo etcétera, pero también, y no lo podemos negar, puede proporcionar una serie de perjuicios que también son importantes; excesivo individualismo, divinismo, alteraciones en la autoestima, competitividad exagerada, ansiedad, etc. en definitiva, la importancia del Deporte desde un punto de vista psicológico es mucha, pero quede claro que esta importancia puede ser con repercusiones positivas y también negativas.

Analizaremos, pues, desde una perspectiva psicológica los tres elementos constitutivos del deporte.

A) EL JUEGO

El juego es o debe serlo una pieza fundamental en el desarrollo humano, es el mecanismo por el cual el niño realiza sus aprendizajes, es la forma por la que el niño estructura su tiempo, su espacio, en definitiva, el juego hace que el niño module su yo, inicie sus primeras relaciones sociales.

Es sabido cómo las últimas corrientes psicopedagógicas recomiendan que las primeras etapas educativas en el niño sean fundamental y hasta exclusivamente lúdicas, como una forma más amable y asequible de introducir en el niño sus primeros aprendizajes.

B) EL EJERCICIO FÍSICO

Mucho se ha discutido y hablado de los beneficios que ocasiona la realización de ejercicios físicos, son también las primeras etapas de nuestra vida las idóneas para iniciar la actividad física, como vehículo para favorecer un mejor desarrollo psicomotor imprescindible éste para poder acceder a otros aprendizajes posteriores.

El ejercicio físico no sólo aporta ventajas a nuestro cuerpo, también las aporta a nuestro psiquismo, nosotros mismos hemos comprobado cómo mediante la actividad física mejoraba el desarrollo psicomotor de bebés abandonados, se facilitaba una mejor integración de adolescentes esquizofrénicos o se mejoraba los niveles de salud psicosomática de los ancianos, la bibliografía científica internacional está llena de trabajos donde se demuestra cómo mediante el ejercicio físico se mejoran complejos de inferioridad, patologías, neuróticas, fobias, o los trabajos muy interesantes del grupo de Kessellman sobre la utilización del karate en diversos grupos de pacientes psiquiátericos.

C) LA COMPETICIÓN

Quizá sea éste el apartado más polémico, ya que si bien el hecho de competir contra otros o contra uno mismo favorece la mejora de la integración social o de la autoestima, no es menos cierto que la competición por el hecho de tener que ganar o superar unos determinados niveles puede llevar a muchas personas, frustración, baja autoestima, o ansiedad.

Últimamente, se están realizando muchos estudios sobre la ansiedad precompetitiva, comprobándose cómo, en personas predispuestas ésta ansiedad hace que se presenten cuadros claramente psicopatológicos y esto es muy frecuente observarlo en niños y adolescentes que tienen que soportar una gran presión psicológica por la responsabilidad de ganar tal o cual partido, responsabilidad que les es depositada por sus propios padres, su club, o su colegio, perdiendo entonces todas las propiedades "terapéuticas" o pedagógicas que la actividad deportiva tiene en sí misma, convirtiéndose muchas veces en un infierno una actividad deportiva que debería ser un juego.

Ya planteada la actividad deportiva de forma global y ralacionándolo con lo anteriormente dicho, hablaremos de la prematuridad en el deporte de competición.

Hace unos años realizamos un estudio a niños y adolescentes (9 a 14 años) pertenecientes a los equipos nacionales de Natación, que estaban cursando sus estudios en un colegio lejos de su domicilio familiar, pudiéndose apreciar en muchos de ellos graves alteraciones psicológicas, como depresiones ocasionadas por la distancia y por la presión de mantener la beca de estudios, otros muchos estudios sobre lo peligroso de la prematuridad en la alta competición se han realizado conniñas de gimnasia rítmica.

En conclusión diremos que los beneficios que el deporte tiene para un mejor desarrollo del ser humano son muchos, pero que si somos entrenadores o profesores deportivos no podemos olvidar que el deporte es, ante todo, una actividad lúdica y formativa, cuando el deporte pierde estas dos condiciones entra ya dentro de otra dinámica ante la cual tenemos que estar preparados.

 

Autor: V. RUBIO LARROSA

Publicado: KARATEKA

Página principal

Busca en éste Portal

   powered byFreefind