APUNTES DE JEET KUNE DO


 

PRINCIPIOS BÁSICOS

Este no es un artículo dedicado tan sólo a los practicantes de Jeet Kune Do. En realidad, espero que lo lean todos los lectores, sin importar el Arte Marcial que practiquen. Sé que mi nombre no es conocido hoy por hoy por mucha gente, de hecho yo no quiero ni fama, ni gloria, ni nada de eso, pero sí me gustaría compartir lo que mi maestro, Sifu Juan Zamudio, me ha enseñado con el resto de la gente. No intento convertir a nadie al Jeet Kune Do y si a alguien no le parece bien algo de lo que escriba respetaré su opinión, pero por favor, sólo os pido que dejéis de lado los nombres de los autores (Dan Inosanto, Felipe Mercado, Joaquín Marcelo,…) , los nombres de los estilos que practiquemos (Karate Shotokan, Wu- shu, Muay Thai, Jiu- Jitsu, etc.) y estudiemos la información que hay en el mercado sin prejuicios de antemano, con una mente abierta que coja todo lo que sirva a su fin sin importar su procedencia. Como decía Bruce Lee: “Abandonad vuestro escudo protector de aislamiento y relacionaros directamente con lo que se está diciendo. Recordad que la vida es un proceso constante de relación. Recordad también que yo no busco ni vuestra aprobación, ni influenciaros hacia mi forma de pensar. Estaré más que satisfecho si, como resultado de este artículo, comenzáis a investigar todo por vosotros mismos y cesáis de aceptar acríticamente las fórmulas pre- escritas que dictan que ‘esto es esto’ y ‘eso es eso’ “.

Desde estas páginas os envío un saludo a todos los lectores y muchos ánimos para seguir hacia delante.
Los principios básicos son los pilares que sustentan y rigen un Arte Marcial. Esos principios que forman los fundamentos del Jun Fan Jeet Kune Do son:

Teoría de la línea central: Hay una línea longitudinal imaginaria que divide el cuerpo en dos mitades iguales. A lo largo de esta línea se encuentran bastantes de los puntos vitales o mortales del cuerpo humano que, si se golpean, pueden producir daños graves o incluso la muerte.
El Jeet Kune Do trata de proteger esta línea central (By Jong) con la posición de guardia. Un hombre de JKD no se coloca en una posición de alerta que exponga su línea central. Cuando este ataca, lo hace siempre por la línea central, cambiando en el último instante la trayectoria del golpe; de esta manera uno no se queda desprotegido hasta el último instante en el que hace impacto.

Economía de movimientos: Se trata de hacer el mínimo de movimientos posibles, tanto en la defensa como en el ataque, de manera que ahorremos el máximo posible de energía (pues cada movimiento, ya sea un golpe, una esquiva, un desplazamiento, etc. gasta cierta energía). También, cuanto menos alteremos nuestra guardia, el defender o al atacar, menos blancos expondremos.

Nivel de habilidad: Hay una forma de ejecución de una misma técnica por diferentes personas de diferentes estilos. Es decir, un ejemplo podría ser el Jab o directo con la mano adelantada que se puede ver en boxeo, en gung fu, en kali, etc., sin embargo, la forma en que se ejecuta este mismo golpe en los diferentes estilos es distinta.

Calidad y no Cantidad: No hemos de tratar de tener mil puñetazos, mil patadas, mil atrapes, mil luxaciones, etc., sino de tener cuatro cosas que nos funcionen, que vayan acordes con nosotros y trabajarlas miles de veces. Cuanto menos golpes tengamos, más tiempo podremos dedicar a mejorarlos y más fácil será que nos salgan cuando tengan que hacerlo.

Mecánica corporal: Es utilizar el máximo número de músculos en la proyección de una fuerza. Por ejemplo, no es lo mismo pegar un Jab tan sólo con la fuerza del brazo (que si pesa 3 quilos, pegarás con 3 quilos), que si lo acompañas con la cadera, el hombro, las piernas, el talón, … Cuantos más músculos se vean implicados en la ejecución de un golpe, más potente será este, si seguimos con el ejemplo del Jab, en vez de pegar con tres quilos de fuerza, esa misma persona podría llegar a triplicar esa fuerza. Bruce llamaba a esto utilización de los círculos concurrentes.

Lado fuerte delante: Hay estilos que ponen el lado fuerte atrás para así ir tanteando con la débil de adelante y hacer un KO con la buena. Bruce pensó que si ponía “la suya” delante pegaría más fuerte, porque es su mano hábil, y con la de atrás (la mano tonta) también haría daño porque tendría más recorrido.

Sensibilidad: Es la habilidad de percibir los movimientos del contrario sin la necesidad de verle, tan sólo sintiendo/ notando el contacto. Este principio lo adquirió Bruce Lee de su estilo base, el Wing Chun, aunque sí es cierto que en un principio le daba mucha importancia, poco a poco se fue alejando de este tipo de ejercicios, al igual que del muñeco de madera. Existen ejercicios de sensibilidad en varias artes, por ejemplo el chi sao de una y dos manos del Wing Chun, el hubud lubud del Kali filipino, también hay en el Tai Chi, etc.

Principio de adaptabilidad: Muy propio de la cultura taoísta., es un principio que trata de fluir con el oponente, de reaccionar y seguir nuestro camino dependiendo de lo que el contrario haga. Como decía Bruce Lee: “Yo no represento un estilo, sino todos los estilos. Vosotros no sabéis lo que estoy a punto de hacer, pero yo tampoco lo sé. Mi movimientos es el resultado del vuestro y mi técnica es el resultado de vuestra técnica”.

El puño vertical: Este es un principio que más que ser un concepto es algo plasmable1, algo tangible. En Jun Fan JKD los golpes de puño se pegan en vertical en vez de en horizontal, como suele ser en la mayoría de los demás estilos. Una de las razones por la cual es así y no de otra forma es que, si os fijáis, cuando lanzáis un Jab con el puño en horizontal como en boxeo, por ejemplo, fijaos en el recorrido, hacedlo lentamente. Ahora probad de hacerlo con el puño en vertical. Mirad que en el primer caso levantamos el codo en la primera fase del golpe, lo cual deja desprotegida la parte lateral de nuestro cuerpo, de la segunda forma esto no pasa hasta que estiramos el brazo del todo.

Mentalidad de ataque: Lo que mi maestro; Sifu Juan Zamudio, intenta inculcarnos en las clases es que, como en cualquier otro arte marcial, los puños son el último recurso al que debemos recurrir. Siempre hemos de intentar por todos los medios de evitar la pelea. Pero, ¿qué pasa cuando el diálogo no funciona o le has dado la cartera al agresor y aún así va a pegarte o peor aún, va a agredir a tus amigos o familia? Pues entonces es cuando hay que cambiar el chip e ir a por todas, sin hacer florituras, sin mirar si le haremos daño pobrecito, no. Hay que emplearse al 100% y con nuestras armas más peligrosas: dedos a los ojos, patada lateral a la rodilla, etc. Como dice mi instructor: “El Jun Fan JKD es el arte ofensivo de la defensa”.

Estado de alerta: Hay que estar en un estado de vigilancia a jornada completa y sobre todo hay que estar alerta cuando tenemos al oponente delante. Hay que fijare en la totalidad de su persona, no en una parte en concreto de su cuerpo, sino tener una visión global de todo el individuo. De esta forma, estaremos preparados para reaccionar al ataque del contrario. Es un estado mental, no hay que estar ni demasiado tensos y fijar la mirada en el otro, ni demasiado relajados, pues los extremos nunca son buenos, hay que estar en el centro, mantener un equilibrio.

Movilidad: La movilidad yo diría que es algo fundamental en el Jun Fan, por lo menos si os pasa como a mí que soy una chica de 1’65 m y 56 kg, que casi todos con los que me puedo encontrar me sobrepasarán en tamaño y me doblarán en peso. El footwork (desplazamientos), el mover la cintura y no dejar la cabeza nunca más de un segundo en el mismo sitio si no son el 80% del estilo le falta poco. Un practicante de JKD, dentro de sus posibilidades, debería desplazarse por la superficie del suelo como si flotara, moverse como si fuera un acto reflejo, tan fácil como respirar, ni siquiera pensar en “me tengo que ir hacia la izquierda o hacia la derecha, para evitar este golpe tengo que…” nada de eso. Uno debe de ser capaz de mover sus pies tan fácilmente como estira su brazo para asir un vaso de la mesa. Como decía Bruce Lee: “Uno no puede ser golpeado si no puede ser alcanzado.”

No están todos los que son, pero sí una representación bastante importante.

Espero que hayáis disfrutado en la lectura de este artículo como yo he disfrutado escribiéndolo; y como disfruté y sigo intentando mejorar aprendiéndolos y aplicándolos. Desde aquí envío un saludo a la comunidad marcial y os deseo que disfrutéis con lo que hagáis y que nuestros caminos se vuelvan a encontrar.

Autor: Cristina Asensio
(Representante de Sifu Juan Zamudio para Catalunya)
http://www.jkdzamudio.es.vg/
jkdzamudio@latinmail.com

1. Constatable (Nota del Webmaster)

Volver