Introducción al estilo y las katas de Shito-Ryu

INTRODUCCIÓN AL ESTILO Y LAS KATAS DE SHITO-RYU

Hablar hoy día en nuestro país del karate Shito Ryu, es sinónimo de hablar del estilo de Kárate más extendido dentro de nuestras fronteras. Actualmente se aprecian mucho más las diferencias entre escuelas y entre estilos. Ni que decir tiene que debería haber un solo Kárate Do para todos, pero las diferencias de interpretación de diferentes Maestros han sido uno de los principales motivos de esta ramificación de estilos y escuelas. Esto no quiere decir que alguna interpretación sea errónea, pues todos los puntos de vista tienen sus aspectos acertados y, tal vez, sus aspectos equivocados o no tan acertados, pero de ningún modo vamos a poner en duda la reflexión y estudio de los Maestros que hayan desarrollado unas técnicas de forma diferente. Al contrario, desde aquí deseo enviar mi máximo respeto hacia ellos.

Es indudable que pensar en el Arte del Kárate Do como un método de combate y como un deporte única y exclusivamente, no es tener un punto de vista correcto sobre el asunto. Es muy importante reconocer el carácter espiritual de este Arte Marcial. este es el factor primordial y predominante en las técnicas del Kárate Do.

Por otro lado, es muy importante, al mismo tiempo, tener un entrenamiento continuado y metódico, pues un entrenamiento mal guiado puede llegar a traer hasta daños físicos. Algo que tenemos que tener en mente, que es esencial, es que un conocimiento reducido del arte del Kárate puede hacer más mal que bien.

Mucha gente cree en los "poderes mágicos" del Kárate, pero éstos no existen en realidad. En el Kárate todo se basa en las horas de entrenamiento, pero horas de entrenamiento bien enfocado e inteligente. Una persona puede entrenar durante tres horas diarias y únicamente sacar provecho auténtico de 45 minutos. Así pues, el verdadero Kárate, tomando palabras del Maestro Gichin Funakoshi, está en la vida diaria de cada uno, en la mente y el cuerpo de quien ha desarrollado el espíritu de humildad, siempre luchando por la justicia como ser humano. El estudiante del Arte del Kárate Do debe fijar su meta en el desarrollo de su mente y cuerpo al mismo tiempo, dependiendo esto mucho de la capacidad del Instructor que le guíe a uno. Es imposible intentar condensar en una obra la totalidad del Kárate Shito Ryu, pues este estilo posee un alto número de Katas, más de sesenta, debido a la fusión de las técnicas de Shuri, Nha y tomari que el Maestro Kenwa Mabuni realizó. Esto nos da una pequeña idea de lo difícil que llega a ser el dominar la totalidad del estilo, cosa que muy pocos saben.

A través de esto, lo que el verdadero Kárate enseña es intentar alcanzar un estado de paz de espíritu y una armonía con la naturaleza, es por ello, que a partir de un nivel de madurez, uno deberá ir más allá de la pura técnica, del concepto del ganar o perder e intentar ganarse a sí mismo. En esta búsqueda hay una auto-perfección en la cual el estudiante del Kárate irá adquiriendo virtudes como paciencia, humildad, respeto, coraje, espíritu de sacrificio, cortesía, etc.

Es la cortesía uno de los puntos claves del Kárate, pues éste sin cortesía no es nada, se pierde la esencia del Arte.

Al igual que en un Campeonato se ataca con fuerza y velocidad pero siempre existe, o debiera existir, un respeto al adversario. La cortesía y la humildad deber de ser practicadas no solamente en el "Dojo" sino en todo momento de la vida de uno.

Como conclusión a esta introducción, resta decir que aquellos que busquen el verdadero sentido del Kárate, no deberán parar únicamente en el perfeccionamiento de las técnicas, sino hacer hincapié y buscar el auténtico sentido del Kárate Do, es decir: su ESPÍRITU.

HISTORIA DEL ESTILO SHITO RYU

Cuando alguien comienza a profundizar dentro de la historia del Shito ryu, es imprescindible llegar hasta casi las raíces del Kárate Ko. El motivo es que esta Escuela o estilo conserva de forma muy directa los principios y conceptos básicos del Kárate de Okinawa u "Okinawa Te".

Retrocediendo en el tiempo encontramos al Maestro Sokon Matsumura, el cual tiene un discípulo llamado Yatsune "Ankoh" Itosu. Itosu que había nacido en Okinawa en 1832, estudia el sistema del Shuri con el ya mencionado Maestro Matsumura a principios del siglo XIX. Con el paso del tiempo llega a ser un experto en las técnicas de shuri te, las cuales se caracterizan por su flexibilidad y rapidez. Más tarde, el Shuri Te llegaría a convertirse en el Shorin Ryu.

Por otro lado, el Maestro Kanryo Higashiona o Higaonna había llegado de China, donde en la provincia de Fukken estudió el arte del Boxeo Chino, del estilo Shao Lin Chuan. Higaonna ya era un experto en el Arte del Naha Te, donde debido a su habilidad ya era conocido como "Kensei" o "primer Santo". Entre sus estudiantes estuvo Chojun Miyagi que a los dieciséis años y enviado por el Maestro Higaonna marchó a China a estudiar el Kempo Chino. Más tarde lo transformaría junto a sus conocimiento de Naha Te creando el estilo GOYU RYU.

Kenwa Mabuni nación en 1893 en Okinawa siendo descendiente directo del gran Samurai Onigusuki. Desde muy joven Kenwa Mabuni había tenido una débil constitución física, lo que le supuso una serie de dificultades a la hora de aprender el Arte. Estudia las técnicas del Shuri Te con el Mestro Itosu. Al Maestro Itosu se le deben los Katas "Pin'An" (Mente en Paz o Calma) que tomó del Kata "Kosookun" con el fin de que los principiantes del Arte tuvieran unas formas de introducción al mismo, que no fueran excesivamente complicadas. Así pues, los "Pinan", antiguamente llamados "Chanan" y actualemente "Heian" en algunas escuelas de Japón, intentaban ser el medio más fácil o menos complicado para conocer las teorías y funcionamiento de las técnicas del Kárate de una forma básica.

Después de un largo aprendizaje con el Maestro Itosu, el cual le había dejado un gran número de Katas y técnicas del Shuri Te, el Maestro Kenwa Mabuni decide aprender y pasar a formar parte del Dojo del Maestro Higaonna, siendo por un tiempo compañero de Chojun Miyagi.

En el Dojo del Maestro Higaonna aprende las técnicas de Naha (posteriormente Shorei Ryu) las cuales se caracterizaban por ser cortas, lentas y muy fuertes. Un ejemplo de estas técnicas puede ser los Katas "Sanchin" y "Tensho". Mientras que la escuela de Itosu puede dar muestras de sus características por los "Naianchin" o también llamdos "Tekki" en japonés. Al mismo tiempo Kenwa Mabuni estudia el Arte del Kobudo o manejo de Armas con Aragaki y con el gran Maestro de Armas Sakumoto.

El Maestro Higaonna muere en 1915 y el Maestro Itosu, un año después. El Maestro Mabuni se desplaza de Okinawa a Osaka donde en 1929 empieza a enseñar a los universitarios y a la Policía. Es en aquellas fechas cuando funda la Escuela SHITO RYU, en honor a sus Maestros ya desaparecidos y por respeto a sus principios.

El nombre de "SHITO" viene de la contracción de las sílabas "shi" y "to". Así pues, "SHI" es la pronunciación del ideograma o primer carácter del nombre de Itosu, al mismo tiempo que "TO" es la pronunciación del primer ideograma de Higaonna, por lo que Shito Ryu significa "Escuela de Itosu e Higaonna".

Durante sus años de enseñanza tiene alumnos como su hijo Kenei Mabuni, Ryusho Sakagami, Masachita Tsujikawa, Kuniba, Abe, Watanabe, y un largo etc. Como alumnos del Maestro Sakagami hoy día en Yokohama y que se separó a la muerte del Maestro Kenwa Mabuni de su hijo Kenei, el cual hoy día es Presidente de la Shito Kai, en el mundo entero están: Sadaaki, Sakagmi, su hijo, Fumio Demura en Santa Ana, California, etc. El Maestro Ryusho Sakagami fundó la "ZEN NIHON ITOSU KAI KARATE DO ASSOCIATION".

Por otro lado el Maestro Kuniba tiene como alumno a Teruo Hayashi quien hoy día ha formado la "HAYASHI HA SHITO RYU" separándose de Kenei Mabuni. Entre sus alumnos están Nino Satoru, hasta hace poco tiempo en Francia. Asimismo el Maestro Aba tuvo como alumno a Eiji Ogasahara quien fundó la "JAPAN KARATE DO KENSHUKAI ASSO" teniendo como alumno, entre otros, a Hidetoshi Nakahashi.

Igualmente, en nuestro país está el Maestro Ishimi Yasunar alumno del Maestro Tsujikawa y Mabuni en cuyo Dojo entró gracias a la presentación del Maestro citado en primer lugar, Masachika Tsujikawa. El Maestro Ishimi es el Director para Europa de la Shito Kai o Asociación de shito Ryu con sede central en Japón. Asimismo en nuestro país reside el Maestro Masahiro Okada, quien es alumno directo desde sus comienzos en el Arte del Kárate del Maestro Tsujikawa.

Esta ha sido una pequeña parte de la gran historia que abarca el Shito Ryu que he tratado de condensar en pocas líneas. Indudablemente sería casi imposible intentar mencionar a todos los alumnos del Maestro Kenwa Mabuni, "Padre Espiritual del Shito Ryu".

Kenwa Mabuni muere en mayo de 1957 a la edad de 64 años, pero en su vida queda el hecho de haber conseguido que el Shito Ryu sea uno de los cuatro estilos más practicados y extendidos en el mundo.

¿QUÉ SON LOS KATAS?

La traducción literal de la palabra "Kata" en nuestro idioma es "forma". Ha sido en los Katas donde todos los elementos fundamentales del Kárate han sido desarrollados y codificados durante años por los Maestros del Kárate Do.

Cada Kata tiene una serie de elementos y técnicas que han sido seleccionados cuidadosamente y que tienen un profundo significado intrínseco dentro de su contexto. Cada técnica, postura, movimiento, etc., han sido puestos a prueba infinidad de veces por los Grandes Maestros, demostrando que estas técnicas son las más apropiadas en unas circunstancias determinadas.

Los Katas son realmente la esencia del Karate, puesto que en ellos están los principios básicos, las técnicas y la tradición de este Arte. Todo está incluido en las formas; a saber: posturas, posiciones, movimientos del cuerpo, desplazamientos, respiración, varios tipos de técnicas, timing, Kiai, una actitud mental correcta, etc.

Hasta hace muy poco tiempo, los Katas eran mantenidos en secreto y nunca eran practicados públicamente por los Maestros del Kárate, los cuales transmitían los conocimientos a sus estudiantes a través de los Katas. Por aquel entonces los Katas eran la única forma de entrenamiento en el Arte, esto nos puede dar una idea de lo importante que son, tanto como del transfondo histórico que tienen. Un Kata es realizado en solitario contra varios oponenetes imaginarios, sobre los cuales desarrollamos las técnicas en un combate. Por ello es muy importante el espíritu con que se efectúa el Kata. Por medio de un entrenamiento asiduo de los Katas se puede llegar a comprender profundamente el significado de las técnicas del Kárate, lo que desarrolla una habilidad para usar estas técnicas y responder casi automáticamente a cualquier ataque y en cualquier situación. Además de esto, los Katas contienen estrategias de combate.

Durante la ejecución de un Kata, el karateka deberá imaginar constantemente a su oponente(s), y desarrollar cada movimiento y técnica con toda su fuerza, como si su vida dependiera de la incorrecta ejecución de la misma. Este tipo de práctica ayuda a conseguir la unión completa del cuerpo y la mente. En otras palabras, esto se puede llamar vivir un Kata. Otro aspecto importante, es el peligro de algunas de las técnicas que se realizan, es deir, su práctica proporciona al estudiante el conocimiento suficiente para controlar sus técnicas y defenderse con una base y forma antes de practicar libremente con otra persona el Kumite.

Los Katas practicados asiduamente y con dedicación, guían al estudiante hacia la comprensión de los propósitos de los Maestros que los desarrollaron. Este es el principal motivo por lo que los Katas son uno de los aspectos más importantes del kárate Do.

Muchos Katas con el mismo nombre son sustancialmente diferentes a la hora de su ejecución, pero esto es debido a las transformaciones y adaptaciones realizadas por los Maestros de acuerdo a sus filosofías.

Antiguamente se decía que si un Kata era muy espectacular, es que era falso. Esto se debía a que la práctica y desarrollo de los Katas no era enfocado a una belleza estética, sino a una búsqueda de la eficacia en combate. Por este motivo, la belleza de un Kata no era de vital importancia, siendo ésta una consecuencia derivada de la eficacia y el fin en el que se encuentran. en muchos Katas tradicionales existen una gran cantidad de técnicas eficaces, que hoy día no corresponden con la eficacia de competición, puesto que están prohibidas por el reglamento. así pues, el trabajo de los Katas en la búsqueda hacia una utilidad en una situación real no corresponde y responde a la eficacia en competición.

Hay Katas en los que se utiliza un solo dedo con el fin de causar un daño profundo en un punto vital del oponente, estas técnicas fueron transmitidas por aquellos karatekas (Maestros) que habían entrenado sus dedos para aguantar fuertes impactos. De todas formas, al estar prohibidos en las reglas del Kumite de competición (Shiai Kumite) llega a ser un simple movimiento o gesto incluido en un Kata y no una técnica eficaz. Es aquí donde normalmente comienza a existir una franja de separación entre el Kata y el Kumite..., cuando no debería ser así, pero lo es.

Como decía un conocido Maestro de nuestros días: "sólo los practicantes con un correcto punto de vista, intentan aplicar las técnicas de los Katas en el Kumite". Son estos Karatekas, los que trabajan seriamente los Katas, los que deben preguntarse acerca de la relación existente entre los Katas y una situación de defensa.

Usualmente los Maestros japoneses buscan sobre todo concentración, los cambios de ritmo, los encadenamientos, etc., mientras que en Occidente se presta más atención a la potencia, la velocidad, etc, rechazando algunas veces muchos aspectos mentales de este ejercicio.

Los orientales se basan para estas deducciones en que las Artes del Budo deben ser practicadas hasta una edad avanzada, y si es posible hasta el último día de vida. De aquí se desprende que un hombre de setenta años podrá trabajar igual que un joven de treinta años o menos. Por otro lado el ritmo cardíaco de las personas que ejecutan los Katas de la manera que antes he mencionado "occidental" (por llamarla de alguna manera) llega a ser bastante alto, lo que no es el fin del Kata mirado desde un punto de vista físico. Desde el punto de vista médico este tipo de aceleraciones puede ser peligroso. Por otro lado, ya desde un punto de vista técnico, se ha de buscar una posta sólida, estable, desde la cual se tenga una plena consciencia del Hara. Se ha de trabajar la velocidad en los encadenamientos y procurar marcar muy bien los tiempos "a ralenti" en las fases de concentración. Se debe tener en cuenta que los cambios de ritmo permitirán en las fases lentas del Kata, una recuperación que en su semejanza favorecerá las aceleraciones y desaceleraciones que se tienen durante el Kumite, aparte de aportar una estética global y una actitud mental al practicante.

Normalmente las patadas suelen ser en su mayuoría en Kebanashi y Keage (percutante y ascendente) que en Kekomi (penetrante). También es frecuente ver gestos demasiado expresivos durante la realización del Kata, bien sea en la expresión de la cara como en el sonido de la respiración, exceptuando los Katas de respiración (Sanchin, Tensho,...) aunque el ruido deba ser mínimo hay muchos practicantes que bien se les puede calificar como "locomotoras".

La cara debe reflejar una serenidad y determinación en el individuo. El Kata representa una fuerza interior, más que una demostración de potencia física a los ojos del espectador.

Al hablar sobre el origen de los Katas diremos que los Pinan o Heian actuales, fueron creados por el Maestro Ankoh Itosu, el cual es el verdadero "Padre" del Kárate Do, siendo Funakoshi Gichin, un alumno suyo, el propagador. Estos Pinan o Heian fueron extraídos del Kata "Kosoonkun" o "Kwanku". Esta Kata fue introducido por un emisario chino en Okinawa, donde podemos ver el sentimiento de contemplar la claridad del cielo por medio de observar el movimiento de las manos en el principio del Kata. Así, de este Kata el Maestro Itosu extrajo, como hemos dicho anteriormente, los Pinan, para que sirvieran de trabajo de base a los principiantes debido a su fraccionamiento.

Algo que nos ayudará a entender un poco más el Kata, es investigar acerca de su origen y su espíritu por medio de conocer su significado. Por ejemplo, "Jitte" nos da la idea de un combate contra diez oponentes, cosa que deducimos, aparte por las direcciones del Kata, por su significado. "Passai" significa "arrancar la fortaleza o penetrar en ella", caracterizando a este Kata las series de defensas ejecutadas con los dos brazos y a un ritmo muy rápido. el Kata "Jion" se caracteriza por la relación simultánea de técnicas, iguales o diferentes, de los brazos. "Chinto" por las posturas sobre una sola pierna, reflejando así el significado de su nombre al tener semejanza con una grulla o famenco sobre una roca. este Kata es de gran dificultad en su realización.

"Niseshi" significa "24 pasos", de lo cual extraemos que sus técnicas suelen ir encadenadas en gupos de dos y cuatro movimientos, al mismo tiempo que se caracteriza por el "tempo" con que se efectúan varios pasajes del Kata, es decir, en forma de encadenamientos de cuatro técnicas. El Kata "Usehi" o como se le conoce en el estilo Shoto Kan "Goyushijo", se caracteriza por ataque de nukite (punta de dedos) con secuencias de bloqueos incluidas. "Unsu" significa "manos de nube" y se caracteriza por estar constituido por técnicas muy complejas donde el "tempo" de la ejecución es muy importante, a la vez que fificultoso.

En el estilo Shito Ryu existe, como ya se ha dicho con anterioridad, una gran cantidad de Katas. Unas vienen de Shuri como "Bassai" ("Passai"), "Chinto", "Pinan", "Naihanchin" (Shodan, Nidan y Sandan) etc., haciendo un énfasis mayor sobre los movimientos rápidos y veloces.

Otras vienen de Naha como "Seisan", "Sepai", "Seienchin", "Sanchin", "Suparimpei", etc., la cual enfatiza mucho más el desarrollo de la fuerza muscular y de la potencia física, sin que ello quiera decir que todos los movimientos son lentos y no hay velocidad en el Kata.

De Tomari llegan al Shito Ryu Katas como "Tomari No Passai", "Wanshu", "Tomari No Ro Hai", etc., sus Katas suelen ser un poco más lentas que las de Shuri y tienen una gran cantidad de "Kamae". La verdad es que existen muchos Katas de los cuales desconocemos su procedencia con total seguridad.

ASPECTOS Y CARACTERÍSTICAS EN LA REALIZACIÓN DEL KATA

Dentro de la realización de una "forma" existen una serie de factores y aspectos que son de vital impoertancia a la hora del entendimiento global del Kata. Algunos de estos aspectos son sencillos y conocidos desde un primer momento, por el contrario otros son complicados y requieren muchos años de práctica para poder, si no dominarlos, llegar a entenderlos.

Estos aspectos y características destacadas son, a saber:

1. Se ha de ejecutar el Kata en el orden establecido. La cantidad de movimientos ya está pre-establecida para cada forma y no se puede alterar, "ni dar interpretaciones personales" de los movimietnos haciendo perder su esquema, orden y criterio establecido desde hace muchos años. Todos los movimientos se deberán hacer en el orden preciso y sin cometer ningún error.

2. Los desplazamientos han de ser precisos sobre el embusen. El embusen es la línea de desplazamientos o realización de los movimientos del Kata. en algunos estilos (Shoto Kan, por ejemplo) el último movimiento se hará donde fue realizado el primero, pero en la Escuela de Kenwa Mabuni no todos los Katas terminan donde empezaron, aunque la diferencia de distancia sea siempre mínima (un paso a izquierda, derecha, adelante o atrás).

3. Deben entender el significado de cada movimiento del Kata y realizarlo con el espíritu correcto, es decir, entenderlo y expresarlo con actitud marcial.

4. Hay que mantener un objetivo en cada movimiento, sin que por ello se pierda el sentido de los otros factores.

5.Ejecutar cada Kata con las características que le correspondan y le sean propias. Unas son veloces y otras más lentas y haciendo énfasis en otros aspectos.

6. Se ha de aprender a realizar los movimientos del Kata rítmicamente. Cada uno está relacionado con el siguiente. Y por línea general el final de un Kata se encuentra en relación al comienzo del siguiente, debido a que, según qué Katas, se pueden efectuar sucesivamente.

7. Al intentar realizar un Kata de forma rítmica y dinámica debemos observar una serie de puntos esenciales que darán una belleza y tirmo al Kata. A saber:

- "Uso correcto de la fuerza"; que implica el aplicar nuestra energía en el momento correcto.

- "Fluidez en el movimiento"; relacionado con la velocidad (rápida, lenta) de la acción.

- "Flexibilidad del cuerpo"; relaciona la expansión y la contracción del cuerpo dependiendo del movimiento y la respiración.

Existen varias "formas" de realizar los Katas, siempre dependiendo de cómo se quieran utilizar y para qué, aunque "como debe ser " solamente hay una. A nivel de experiencia citaré algunas, para que el practicante sea consciente de ellas. Estas son:

1. Lento y relajado, como fase de calentamiento.

2. Rápido y relajado, para la memorización.

3. Fuerte, con Kime y de un movimiento en un movimiento, esta forma es la más utilizada en las clases de grupos.

4. A velocidad real, con Kime. Este es el auténtico Kata, como si verdaderamente se estuviera realizando un combate.

5. Lento y con contracción muscular, puede tener buen fin como ejercicio de musculación.

6. Lento y con idea de sentir el "hara" en cada movimiento particular.

7. Ejecución de un Kata al revés, "Ura no Kata", forma que en Katas superiores solamente deberán hacer karatekas de nivel avanzado. Con este tipo se trabajarán las formas y técnicas de una manera simétrica para las dos partes del cuerpo sin condicionar al cuerpo a que "cierta" técnica solamente la sepa realizar con un lado determinado.

Existen muchas cosas que se pueden decir con respecto a los Katas. Enumeraré unos pequeños comentarios que serán de ayuda en el aprendizaje y ejecución del Kata. a saber:

- No intentar realizar los movimientos a "toda velocidad" sino cada uno con su "tempo".

- Intentar bajar las caderas y centrar la tensión sobre el "hara".

- Cerrar la boca y evitar hacer contracciones con la cara. Situar el mentón bajo, pero no en exceso.

- Mantener en todo momento la verticalidad del tronco.

- Desplazar todo el cuerpo como si fuera una unidad, no por partes.

- Tener plena consciencia de la relación entre la práctica del Kata y el Kumite.

- Practicar, practicar, practicar...

Como elementos base de los Katas vamos a enumerar diez puntos básicos, que aunque hay más, son los más destacados a la hora de realizar el etudio minucioso de la realización de un Kata.

Estos son, a saber:

1. Yoi no Kisin: El espíritu de la preparación. La concentración de la mente y la voluntad contra el adversario como fase pre-eliminar al movimiento del Kata.

2. Inyo: Lo activo y lo pasivo. Teniendo siempre en mente si ataco o defiendo.

3. Chicara no Kyojaku: El modo de usar la fuerza. La medida de la potencia usada para cada movimiento y posición del Kata.

4. Waza no Kankyu: La velocidad de la masa. La velocidad comprometida para cada posición y movimiento del Kata.

5. Tai no Shinshuku: El grado de expansión o concentración del cuerpo para cada movimiento y posición.

6. Kokyo: La respiración. La respiración es relativa al comportamiento y a la técnica del Kata.

7. Tya Kugan: El punto de mira. En el Kata debemos tener en mente la finalidad de la técnica realizada.

8. Kiai: El grito. El grito en algún punto del Kata muestra su espíritu marcial, al mismo tiempo que libera toda la energía acumulada de los movimientos antriores.

9. Keitai no Hoji: El posicionamiento correcto de la técnica en su ejecución.

10. Zanchin: Permanecer en guardia. Estar atento y en guardia al final del Kata con la vista hacia la dirección del último movimiento realizado. Continuar atento al adversario imaginario.

He expuesto diez elementos bases del Kata aunque existen otros igualmente que serían bastante largos de enumerar, aunque dominar estos diez ya es ardua tarea, algo que nos llevará años.

Hoy día hay mucha gente que se comenta o pregunta: ¿Para qué sirven los Katas?..., a lo que ellos mismos se contestan "para nada". La verdad es que un Kata sólo sirve a quien lo conoce y lo estudie en profundidad.

Actualmente muy buenos competidores por todo el mundo rechazan completamente el trabajo de los Katas, pues lo consideran como una unión de las técnicas de base, pero que carecen de interés real y permanecen como símbolo del Kárate tradicional. bajo esta perspectiva los Katas pierden su papel esencial. Existe un dicho eh Japón que salió de la boca de un Gran Maestro que dice así:

"El verdadero Kárate empieza y termina con el Kata."

Asimismo, los antiguos practicantes de Kárate solían decir: "los que trabajan minuciosamente los Katas, llegan a ser fuertes",... ¿cómo se debe interpretar esa frase? Respóndase usted mismo.

KATAS

ACTITUD MENTAL: SALUDO Y PREPARACIÓN

SALUDO: se efectúa con una inclinación ceremonial. Un Kata no tiene sentido sin este paso. Normalmente este movimiento se hace desde la posición de Musubi Dachi, con las manos tocando la parte exterior de los muslos y manteniendo los brazos relajados, pero no sueltos. el cuerpo se dobla hacia adelante, es decir se inclina el tronco únicamente, pero manteniendo su verticalidad, aunque en un ángulo inferior del suelo con respecto a la posición erecta. No se debe doblar la espalda. La mirada permanece fija al frente, nunca se mirará al suelo, ni se bajará la cabeza.

Este movimiento del ceremonial saludo forma parte del factor más importante del Kárate Do: la cortesía. El karateka con este gesto expresará humiladad y gentileza, aunque posteriormente realizará el Kata con una voluntad fuerte y con todo su espíritu marcial.

YOI: se denomina así a la postura de preparación antes de la realización de un Kata. Después del saludo el karateka tomará la posición de Hachiji Dachi o la de Heisoku Dachi, dependiendo del Kata. Se debe evitar el permanecer demasiado tenso o demasiado pensativo en los movimientos que va a realizar. Se deberá concentrar en el primer movimiento e "imaginar" a su oponente allí.

Será muy conveniente relajar la tensión del cuerpo, principalmente en los hombros y las rodillas. Su concentración de energía deberá ser dirigida a su "tanden" empezando a tener plena consciencia de su "Hara" en la medida en que le sea posible. A partir de ese momento el karateka deberá comenzar a traer a sí el espíritu marcial que posee la correcta realización del Kata. El nivel de maestría de un karateka se puede apreciar con tan sólo tomar la posición de Yoi. Hay que recordar que esta postura ha de ser tomada con una gran seriedad y no como una "parte pasajera" hasta el primer movimiento del Kata.

ZANCHIN: Esta palabra implica un espíritu alerta, atento después de haber terminado el Kata. vigilante del último adversario por si fuera necesario. La vista mira hacia el lugar donde hemos realizado nuestro último movimiento. Nuestro espíritu no debe estar dormido, sino vigilante del adversario, aunque sin fijarse en nada concreto. La mente no deberá estar bloqueada por la "presencia" de nuestro adversario, sino proyectarse más lejos del adversario..."a través suyo", como se expresaban los Grandes Maestros.

No importa lo bien que se haya realizado el Kata con anterioridad, ya que si el final no es "perfecto" la totalidad del Kata no será perfecta.

Únicamente después del Zanchin llega la fase de "ligeración del espíritu" (Kei- Tai). Posteriormente el saludo. Entonces deberemos dar por terminado el Kata.

 

Autor: JOSE Mª FRAGUAS -Extracto del Libro SHITO RYU KARATE DO KATAS SUPERIORES-

Publicado: EDITORIAL ESTEBAN SANZ MARTÍNEZ

Página principal

Busca en éste Portal

   powered byFreefind